Lo bueno y lo malo


12/08/2013
Todo lo bueno viene de Dios.
Todo lo bueno que tenga consecuencias buenas.
Si no sabemos las consecuencias buenas de las cosas buenas que hacemos o que sentimos, Dios nos educa. Él nos da a saber las consecuencias de lo malo, y las consecuencias de lo bueno, de hacer el mal, y de hacer el bien [1].

Él nos da la consciencia y el sentido común como herramientas básicas para que aunque sea a tientas nos conduzcan a él [2]. Él nos dio la capacidad de sentir vergüenza cuando hacemos algo malo y se sabe que todo saldrá a la luz algún día [3]. Él nos da la capacidad de sentir amor y cosas buenas de igual manera. Él nos da la capacidad de identificarnos sentimental y emocionalmente con otros, de solidarizarnos en su felicidad o en su tristeza, son dones divinos de expresión dados por nuestro creador.

Más aún, él nos da a conocer las bases para tener el discernimiento necesario en las cosas que no tenemos un canal directo por consultar, por ejemplo la Biblia. El discernimiento es una semilla que se siembra al comunicarnos con Dios, y se va regando con el agua de su palabra, día con día, si no se nutre, se secará y eventualmente se morirá. Pero si se nutre, con abundancia de comunicación con nuestro Dios vivo, llegará a ser la sombra de nuestro refugio. Obtengamos la sabiduría y el discernimiento que Dios quiere brindarnos, tomemos su mano y dejémonos guiar por su palabra.

No podemos confiar en nuestro propio juicio solamente (ni en nuestro sentido común y consciencia solamente) para determinar entonces con convicción lo que es bueno y lo que es malo, no nos basemos en nuestra propia luz, dejémonos iluminar por la luz de Dios. Nuestra luz es finita y limitada y no alcanza a iluminar el camino que nos ha de llevar hacia nuestra meta final. Sin embargo, la luz de Dios es eterna e ilumina el camino hacia nuestra meta por completo, y aún, si miramos atrás, veremos la luz de Dios en nuestro caminó, aún antes de que tuviéramos consciencia de él y su poder.

¿Qué dice la biblia?

  1. Deuteronomio 28:1-68, Levítico 26:1-46
  2. Hechos 17:27
  3. Lucas 8:17

Thank you for reading

If you enjoyed this content please consider making a donation through paypal.





Please don’t forget to rate this post.

If this post make you reflect and made a change in your life, please spread the word.

Finally, if you want to walk the extra mile, see how else you can support us.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)